viernes, 29 de noviembre de 2013

CONSEJOS. 13 claves para prevenir la celulitis o atajarla desde sus inicios

Por desgracia casi ninguna mujer se salva de la celulitis (algo más del 80% termina padeciéndola) o la acumulación de líquidos y grasas si así suena mejor. Las zonas más propensas del cuerpo son: muslos, caderas, nalgas, e incluso la cara interna de las rodillas.
El origen puede ser por diversos factores: problemas hormonales, herencia genética, mala circulación sanguínea, sedentarismo, estilo de vida poco saludable,…
Lo ideal es cogerla a tiempo, evitando que el problema llegue a más, es decir, a esa tan poco deseada piel de naranja. 
Si estáis en esta fase, o incluso si aún no tenéis síntomas, os dejo unos consejos básicos para evitar que lleguen a formarse esos nódulos de grasa:
•          Evitad las grasas saturadas (embutidos, charcutería,  repostería, fritos, salsas, quesos grasos, etc.) y seguid una alimentación saludable y equilibrada a base de: Frutas, verduras y legumbres, Cereales y pasta integrales, pescado al vapor, plancha o grill, y tomar con mucha moderación leche desnatada y yogures (mejor si son de soja o avena).
No os pido que os pongáis a régimen, sería horrible, además, no podría porque yo soy de las que cree que comer es un placer y como de todo, pero siempre con buenos hábitos y de forma equilibrada.
•          Bebed mucha agua (como mínimo 2 litros al día). He dicho “AGUA”, no líquidos, es decir, nada de bebidas carbonatadas ni aunque sean Light o sin azúcar, porque aunque pueda parecer increíble, estas empeoran e incluso hay indicios de que provocan celulitis.
•          Tomad infusiones naturales a base de té verde, té rojo o cola de caballo,…
•          Evitad el estreñimiento. Para esto podéis encontraros todo tipo de información: salvado de avena,  algas, kiwis, espinacas, ejercicio. Vamos, mucha fibra y movimiento. Pero si realmente queréis algo efectivo de verdad os desvelo un secreto que conozco no hace mucho y es mano de santo.
Una compañera de trabajo me recomendó carbonato de magnesio, nunca lo había oído relacionado con este problema, busqué información y los beneficios son increíbles para el organismo, además de ser súper efectivo sin ninguna contraindicación, espero que me entendáis. Os aseguro que regula la función intestinal sin que os deis cuenta de que tomáis nada, ¿me seguís? Y encima es baratísimo y fácil de encontrar.
Disuelto en agua no es muy agradable, parece como si masticásemos tiza, sin embargo en mosto (zumo de uva sin alcohol) el sabor varía muchísimo. Supongo que lo mismo ocurrirá con cualquier otro zumo.
•          Nada de tabaco. Es lo peor para nuestro organismos. Envejece la piel y acentúa la celulitis, por no hablar de los problemas orgánicos realmente graves que provoca.
•      Alcohol, cuánto menos mejor. Un vasito de vino o una cerveza al día y no más. Las bebidas de más graduación solo aportan calorías y nada más.
•         Café solo por las mañanas para espabilaros, pero ya está.
•      Evitad la compresión venosa. Intentad sentaros lo menos posible con las piernas cruzadas y evitad la  ropa demasiado apretada o ceñida.
•         Utilizad calzado cómodo. Ni con mucho tacón, ni totalmente plano. Unos 2 o 3 centímetros de talón son lo correcto como ya os comenté otro día. Yo sólo lo aconsejo.
•         Daros a diario duchas de agua fría. Desde el tobillo hasta la ingle para tonificar la zona y como herramienta de gimnasia pasiva vascular. Yo aún estoy intentando conseguirlo. ¡Ánimo a las valientes ahora con el frío!
•         Masajearos la zona afectada por la celulitis con guantes de crin o algún jabón o crema exfoliante. Si además compráis algún tratamiento celulítico tened paciencia, la solución no es milagrosa.
•         Ejercicio. Andar, subir escaleras, bailar, ir al gimnasio, correr, bicicleta,… Lo que queráis, la cuestión es moveros para eliminar toxinas y mejorar la microcirculación de las piernas y con ello deshacer esos nodulitos de grasa.

•         Controlar el estrés: la ansiedad y estrés agravan la celulitis, porque aceleran la producción de toxinas y la oxidación celular.  Intentad relajaros.