SECRETOS DE PERSONAL SHOPPER.Cuidados del contorno de ojos. Dónde, cómo y cuándo aplicar los cosméticos


El contorno de los ojos es una zona de la no se suele hablar mucho, excepto para vendernos cosméticos.
A veces, tanto bombardeo de publicidad esconde la realidad de las necesidades de nuestra piel, confundiéndonos haciéndonos caer en cuidados erróneos.
Esta zona es especialmente fina, delicada, irritable y con tendencia a la deshidratación, es decir, muy frágil. A demás tiene escasez de glándulas sebáceasy sufre microcirculación perezosa y acumulación de toxinas, pues, como el resto del rostro,  está expuesta constantemente del sol, el viento y los cambios de temperaturas. Todo esto puede dar lugar a las tan odiadas ojeras y bolsas e incluso al envejecimiento prematuro.
Aparte de las cremas, unas buenas costumbres como no fumar, dormir bien, no abusar de la sal y llevar una dieta equilibrada, comiendo de todo en las proporciones adecuadas, facilitan conseguir una mirada limpia y descansada.
Respecto a los cosméticos, tened cuidado. Utilizad sólo contornos de ojos específicos, ni se os ocurra aplicaros la hidratante ni mucho menos el serum (que es más concentrado) en esta zona.

 DÓNDE, CÓMO  Y CUANDO APLICAR EL CONTORNO DE OJOS
·           ¿DÓNDE?
Se aplica en la cuenca del ojo (guiaros por el hueso). Nunca en los párpados, por varias razones: El párpado superior es muy graso y la presencia de mayor hidratación puede hacer que se hinche, formando una bolsa.
En el párpado inferior apenas tenemos poros, y como consecuencia, la piel no lo absorbe, el producto estará más tiempo, lo que podría ocasionar que entrase en los ojos provocándonos una infección.
·           ¿CÓMO?
Después de utilizar el serum y la hidratante (dejando como he dicho la zona del contorno de ojos limpia de estos productos) coged sólo la cantidad equivalente a un grano de arroz, y aplicadlo dependiendo del problema que queráis paliar:
            - Si os preocupan las arrugas, elegid un contorno de ojos anti-edad. Con dos  dedos de una mano sujetad la zona de piel que comprende las sienes y el final   del ojo y con la otra mano, ayudándoos con la yema de un dedo, haced circulitos en las arrugas para impregnarlas de crema. Es importante presionar para que el producto penetre.
- Si queréis eliminar o mejorar las ojeras o bolsas, elegid un contorno de ojos en formato gel que contenga activos descongestionantes como la menta o la camomila. Ideal con el cabezal de acero frío que ayuda a activar la microcirculación deficiente y las bolitas de roll-on que sirven para drenar la zona. Si por el contrario preferís aplicarlo con la yema de los dedos, los movimientos han de ser como de tecleteo, presionando para que se absorba, de forma rítmica y suave.
- Si vuestro problema es la flacidez, compraros un contorno de efecto lifting. Aplicadlo con suaves presiones, sin alisar ni mover la piel, también en movimientos del lagrimal a la sien.
·                ¿CUÁNDO?
Generalmente de díaPor la noche no es aconsejable excepto que el producto lo especifique claramente. El motivo es que por la noche sobre todo si es en crema, hace que el párpado retenga agua y se formen bolsas, causando el efecto contrario al que pretendemos, además, al tumbarnos y con el lagrimeo nocturno podría entrarnos producto dentro del ojo.



Entradas populares