CUSTOMIZAR UN VESTIDO



Hace unos meses me compré este vestido negro de crespón en ZARA. De corte recto, cuello vuelto, mangas amplias rizadas en el puño y sensuales aperturas en el escote, la espalda y las mangas, era demasiado triste.

Cuando me lo probé me pareció mono, pero al tener el pelo tan oscuro, es como si fuese de luto, por eso decidí darle otro toque. En un principio, mantuve la apertura delantera que partía del cuello hasta el pecho, ribeteando la costura central a ambos lados con un pequeño encaje blanco.

Terminó por no convencerme tampoco, así que definitivamente, la modificación fue bastante mayor. En el mismo tejido, pero blanco, cosí una franja vertical en el centro delantero y desmonté el cuello inicial cambiándolo por otro también en blanco.

Para combinarlo, un cinturón de charol blanco y negro, junto con unas sandalias de tiras blancas, todo de Blanco.

Espero que os guste. Os animo a que modifiquéis la ropa antes de deshaceros de ella, el cambio puede ser impresionante. ¡Feliz fin de semana!



Entradas populares